Con la expansión del coronavirus la industria de los restaurantes en China se ha visto bastante afectada. El virus ha llevado al cierre de miles de restaurantes de las principales cadenas con sede en EE. UU., E incluso los ejecutivos de compañías con una presencia limitada allí están observando de cerca los eventos.

 Starbucks, McDonald’s, entre otros, han tenido que cerrar sus tiendas en este país que ha sido considerado en los últimos años como un excelente lugar para invertir.

Yum China, que opera los conceptos de Yum Brands KFC, Pizza Hut y Taco Bell en el país, dijo la semana pasada que sus ventas cayeron entre un 40 % y un 50 % desde el año nuevo chino a fines del mes pasado.

“Los recientes brotes de coronavirus han causado interrupciones significativas en nuestro negocio”, dijo Ka Wai Yeung, director financiero de Yum China. Esta compañía opera con 9.200 ubicaciones, de las cuales ha cerrado unos 3.000 restaurantes temporalmente.

Cabe recordar que la rápida propagación del coronavirus ha afectado fuertemente a China, donde se han registrado más de 43,000 casos confirmados y según la Organización Mundial de la Salud (OMS), más de 1,000 muertes.

Al respecto, Starbucks dijo el mes pasado que el coronavirus ha llevado al cierre de más de la mitad de sus restaurantes en el país, sugiriendo más de 2.000 cierres. Lo cual es muy grave si se tiene en cuenta que China representa el 10 % de los ingresos de la cadena.

China también es un mercado crítico para McDonald’s, que ha cerrado varios cientos de restaurantes allí. “Obviamente, la situación en China es preocupante”, dijo el CEO de McDonald’s, Chris Kempczinski, el mes pasado, según Sentieo.

De igual forma, señaló que China representa aproximadamente el 9 % de su cuenta global de restaurantes, pero solo del 4 % al 5 % de sus ventas en todo el sistema y el 3 % de sus ingresos operativos. “Si bien China es un mercado crítico para nosotros y estamos muy preocupados por la situación allí, su impacto real en nuestro negocio será bastante pequeño”, dijo.