La plaza de mercado de Manizales es, por segunda vez, el epicentro de los sabores tradicionales de la cocina de esa región.

La plaza de Mercado de Manizales, Centro Galerías, fue epicentro de la segunda edición de la feria gastronómica Amasijos, realizado del 7 al 12 de octubre, proyecto que poco a poco eleva su alcance para impulsar el sector turístico y gastronómico del departamento de Caldas.

Amasijos es un encuentro con la cocina tradicional regional, que entrelaza la historia colonial de las preparaciones con la creatividad de la cocina local, todo reunido en un programa de capacitación, promoción de productos de suelo caldense y estrategia para generar “progreso e ingreso”, como indica Nicolás Montoya gestor y uno de los organizadores del evento.

Tan solo el año pasado, la primera edición de Amasijos reunió a 2800 personas en una semana lo que representó, según su organizador, 50 % y 70 % más en ventas en las cocinas de la plaza. “Queremos que esto se convierta en un ícono, que la gente la visite pero que se convierta en un modelo de negocio”, resalta Montoya. 

Le sugerimos: En Bogotá Madrid Fusión estarán 20 de los mejores chef del mundo

Seguir expandiéndose, la meta

Además de dar nombre a la feria, Amasijos es un colectivo que planea convertirse en un programa permanente. Como primer paso, estuvo sentar precedente de la iniciativa con el apoyo de los mismos comerciantes de la plaza, conviertiéndolos en los embajadores. Entre las propuestas para fomentar el turismo gastronómico está la construcción de un pabellón gastronómico permanente dentro de la plaza.

“Nosotros desde amasijos esa resignificación la llevamos a un objetivo que es posicionar a Manizales y Caldas  como un destino culinario de valor”, manifestó Nicolás Montoya, promotor y gestor de Amasijos. 

En su segunda edición, esperada para 2020, Amasijos se concentrará en encontrar las mejores cocineras de barrio. Pero la meta es mucho más alta para la tercera edición, cuyo objetivo será llevar las raíces de la gastronomía caldense a los propios barrios de Manizales. “Queremos que en dos años la gente pueda venir a cocinar en casas patrimonio y que puedan entender la cocina alrededor de algo tradicional”, manifestó Nicolás Montoya, promotor y gestor de Amasijos. 

Puede continuar leyendo: Gastronomie France apoya la hotelería, gastronomía y enología